Empresas de impermeabilización

Empresas de impermeabilización

Ahí va la pregunta tonta del día, ¿os habéis fijado en la dirección del agua cuando se escurre a través del desagüe? Seguramente lo hayáis visto varias veces al día pero no habéis reparado en ello, lo cual es normal. Cuentan que dependiendo del hemisferio en el que te encuentres el agua girará en un sentido o en el otro debido a una fuerza llamada efecto Coriolis. Si bien es cierto que esa fuerza, aunque débil, existe, también es cierto que no es la principal causante de los fenómenos que mencionábamos al principio (puede haber factores externos como la dirección del chorro que llena el recipiente, que afecten a la dirección).

A una escala mucho mayor, el efecto Coriolis es más evidente y podemos verlo, por ejemplo, en la dirección de rotación de los huracanes, en el hemisferio Sur giran al contrario que en el hemisferio Norte.

Entrando en asuntos más mundanos, da igual el hemisferio en que te encuentres, una gotera en Barcelona es igual que una gotera en Ciudad del Cabo, y sus consecuencias si no se tratan pueden ser las mismas. Debemos actuar con prontitud y buscar una empresa de reparación de goteras en Barcelona o en Ciudad del Cabo para solucionar el problema. NO sé como funcionaran en Sudáfrica, pero en España tenemos una gran variedad de empresas de impermeabilización que pueden ayudarnos a solucionar no sólo el problema de goteras sino también el origen de las mismas. Eso es muy importante, y las empresas de impermeabilización son conscientes de ello. Podríamos intentar solucionar los problemas estéticos, pero eso sería como intentar curar un brazo amputado con una tirita. No sólo no hacemos nada sino que además gastamos tiempo y recursos. Por esa razón las empresas de impermeabilización intentan primero identificar la raíz del problema (pudiera ser una grieta en el techo o tela asfáltica defectuosa o mal colocada) y trabajar a partir de ahí con las herramientas y los métodos adecuados para el problema en cuestión.

Quizá no seamos conscientes del efecto Coriolis en nuestra vida rutinaria, pero no queramos hacer la prueba inundando nuestra casa, que es lo que pudiera llegar a ocurrir si no damos una solución rápida a nuestros problemas de goteras.